Torreo de La Calahorra o castillo de La Calahorra

ALEDO I

Tipología:

Icono_Castillo
Nombre del Castillo:
Torreo de La Calahorra o castillo de La Calahorra
Población:
Aledo
Provincia:
Murcia
Estado:
Ruinas
Datos de Interés:
El punto elegido para colocar semejante atalaya fue la cumbre amesetada de un cerro con forma alargada y escarpadas laderas. Esta elevación está delimitada por los barrancos de Borrazán a poniente, La Fontanilla a levante, y la rambla de los Molinos (a mediodía)

La fortaleza de Aledo se sitúa en un impresionante espigón rocoso desde donde se controlan las vías de comunicación que enlazan la Meseta Central con la cuenca del Segura. Enclavado en un inexpugnable lugar, bien abastecido de agua a través de un sistema integrado en la fortificación.

En Aledo, son emblemáticos el Torreón árabe o “Calahorra”, los restos de las murallas que constituyeron el castillo y la Iglesia de Santa María, de estilo barroco con fachadas de piedra de estilo herreriano y 2 torres gemelas a los lados.

Los orígenes de la población de Aledo son musulmanes. Su origen musulmán se ve reflejado en su forma de construir esta fortaleza, en la que se utilizó para levantarlo el tapial, en detrimento de la piedra muy usada en las fortalezas construidas por los cristianos. El tapial le da un color rojizo al conjunto del edificio, levantado en bandas unas encima de las otras. La reconquista de la plaza se realiza en el siglo XIII. Posteriormente en 1257 Alfonso X el Sabio cede la villa y el castillo a la orden de Santiago.

Por sus valerosas intervenciones en distintas campañas militares, comprendidas entre las etapas de Felipe III, en la defensa de Cartagena, pasando por Felipe V, en la Guerra de Sucesión y la Guerra de Independencia (siglo XIX), este municipio sería reconocido con el derecho de portar en su escudo la divisa de Muy Noble y Leal.

Aledo resistió tanto y tan bien las embestidas árabes que el soberano almorávide Jasaí tuvo que reunir tropas llegadas de Sevilla, Granada, Almería y Málaga para tratar de conquistar la villa, cosa que no consiguió.

Uno de los hechos más significativos que ha tenido como escenario este castillo fue el asedio sufrido por García Jiménez, capitán de las tropas de Alfonso VI, quien pretendió tomar la zona dominada en esos momentos por los almorávides. Este asedio duró 5 años y concluyó con la derrota cristiana.

Uno de los aspectos defensivos que destacan del castillo es su posición en lo alto de un montículo adaptándose a las irregularidades del terreno.

 

La torre del homenaje, conocida también por “La Calahorra”, data del siglo XI, siendo una de las torres defensivas más grandes y famosas de la región de Murcia.

La torre del homenaje de 22,50 metros de altura, es planta cuadrada, posee 3 niveles unidos por una escalera, estando sus muros dotados de un enorme grosor. En el tercer piso conserva ventanas con arcos apuntados, al contrario que el resto de los pisos, en las que se abren pequeñas saeteras, completando las defensas de esta torre, las almenas cuadrangulares y los pequeños vanos que se abren en sus muros.

La torre hoy en día está dividida en tres niveles.

-En la planta baja, hoy día se encuentra la oficina de turismo y se situaba el aljibe donde almacenaban el agua para consumo.

-En la primera planta, se encuentran diversos paneles e infografía de las construcciones que dieron origen a la villa.

-En la segunda planta, cabe destacar la impresión en los muros de distintos dibujos, que debieron hacer en su estancia los primeros pobladores de la torre. Ya en la terraza, existen varios paneles informativos, situados cada uno a los 4 puntos cardinales, donde se explican el paisaje que nos encontramos, así como singularidades del municipio de Aledo.

El castillo de Aledo posee varios espacios subterráneos labrados en la piedra, con diferentes túneles y pasadizos que llevan a la zona del río.

Ya en el siglo XVII se habilitaron algunos espacios para colocar cañones.

Visitable:
Enlaces Relacionados: