Castillo de Valdeconeja

BARCO DE AVILA

Tipología:

Icono_Castillo

Nombre del Castillo:

Castillo de Valdeconeja

Población:

El Barco de Ávila

Provincia:

Ávila

 

Estado:

Deteriorado

Datos de Interés:

La fortaleza de El Barco de Ávila es un castillo medieval militar aunque a los Señores de Valdecorneja les resultaba incómodo y pequeño. En la parte noble del castillo estaba situado el tocador, la capilla, los comedores y un gran salón de juntas, lo más curioso es que también tenía una pequeña puerta de escape que llegaba hasta un lugar cercano al río.

El castillo está situado en el cerro que controla el paso del valle, el río Tormes y el puente en el punto más elevado del valle. La localidad de El Barco de Ávila se llamó durante mucho tiempo El Barco de Tormes y pertenecía a la provincia de Salamanca hasta la reorganización provincial de 1833.

El castillo de Valdecorneja es una fortaleza gótica del siglo XV que fue construido sobre un castro vetón (edificado en el siglo XII). Tras ser conquistado a los árabes, el rey Alfonso VI donó el señorío de Valdecorneja a su hija y su yerno Ramón de Borgoña para que fuera repoblado. A comienzos del siglo XIV Enrique II de Trastamara donó estas tierras a la casa de Alba en la persona de Don Garci Álvarez de Toledo. La casa de Alba se encargó de construir el castillo. El Gran Duque Don Fernando Álvarez de Toledo tuvo en este castillo su segunda morada.

La localidad estaba protegida por una muralla, que resultó seriamente dañada en la guerra de Sucesión por las tropas austriacas, al ser el Duque de Alba partidario de Felipe V. Durante la guerra de la Independencias, este deterioro se agudizó aún más, pues sus piedras fueron empleadas para construir viviendas particulares.

En sus inicios el castillo contaba con un patio de armas con un pozo en el centro y una galería de arcos y columnas románicas (algunas de ellas se conservan en una casa de la Plaza Mayor).

Existe una leyenda entre los vecinos de El Barco de Ávila que cuenta que había un misterioso túnel que partía del castillo, que iba por debajo del río Tormes, y que llegaba hasta la Torre del Prado Cubo.

Este castillo es de estructura simple y tiene planta cuadrada con cuatro grandes torres de planta circular en sus esquinas y garitones en mitad de los lienzos,  tiene una superficie de unos 1.700 metros cuadrados, sin contar las dependencias desaparecidas como el foso, el contrafoso, el rastrillo, el palomar o las caballerizas.

La puerta principal es de arco gótico formado con grandes dovelas. A la derecha está la torre del homenaje, que es cuadrada y se alza en medio del muro occidental, dominando la puerta de entrada que se sitúa junto a ella y por la que se accede a las almenas y torreones.

La mayor parte del recinto conserva las ménsulas trilobuladas que sujetaban los matacanes a excepción de la citada torre del homenaje. En distintas partes del muro hay vanos de distintas épocas. Interesan son también algunas ventanas góticas ajimezadas de arcos agudos y alfiz.

Tuvo El Barco de Ávila una muralla medieval que partiendo del castillo, rodeaban el núcleo antiguo de la población. Tenía estructura de muros con cubos pentagonales y disponía de varias puertas y postigos.

Actualmente quedan unos pocos restos, entre los que destaca la Puerta del Ahorcado, antiguamente llamada de Piedrahita o de Ávila y que cambió su nombre por ser aquí donde fue ejecutado un alcalde opresor.

En el siglo XIX se utilizó el interior del recinto del castillo como cementerio, lo que acrecentó su deterioro.

El patio del castillo es utilizado por su propietario el ayuntamiento, como lugar de actos culturales, en julio como cine de verano y en agosto como lugar de conciertos, bailes, teatros… en la época de verano, aunque es visitable por las mañanas solicitándolo previamente en el 920 34 00 13.

Visitable:

Enlaces Relacionados: