Castillo de Las Guadalerzas

LOS YÉBENES III

Tipología:

Icono_Castillo

Nombre del Castillo:

Castillo de Las Guadalerzas

Población:

Yébenes

Provincia:

Toledo

Estado:

Ruinas

Datos de Interés:

El castillo-hospital de Guadalerzas fue construido en el siglo XII frente a otro castillo árabe previamente conquistado.

Después de la conquista de Toledo (Alfonso VI, 1805) esta comarca se convierte en frontera y por tanto en área de continuos enfrentamientos entre cristianos y musulmanes, prolongándose esta situación hasta principios del siglo XIII.

Aunque el territorio de Guadalerzas perteneció durante un tiempo a los hospitalarios, quien construyó la nueva fortaleza, fue la Orden de Calatrava que pretendía consolidar la defensa del entorno fue, a finales del siglo XII.

La fecha de ejecución nos es hoy desconocida, pero en la década de los años setenta, los calatravos fundaron allí el hospital de “Godalferga”, pues según documento fechado el 17 de enero de 1179, Alfonso VIII dona unas viñas en Aceca para dicho hospital.

Rades y Andrada nos detallan de la siguiente manera la fundación del hospital:

Era de mili y dozientos y diez, (año 1173). El Maestre viendo que muchos de los cavalleros desta orden y otros vasayos suyos salían de las batallas heridos, y para mejor curados convenís aver una casa en ¡a Orden disputada para ello, fundó un hospital en el castillo deGuadalerza, que es dosleguas de Yébenes, y dotóle de todo el término redondo que al presente tiene“.

Tras la derrota de la batalla de Alarcos (1195), Guadalerzas vuelve a manos musulmanas. Su recuperación definitiva no se producirá hasta el épico enfrentamiento de las Navas de Tolosa (1212). Jiménez de Rada nos cuenta cómo fueron dos vasallos de Alfonso VIII, Alfonso Téllez y Rodrigo Rodríguez, los que cercaron la torre de Guadalerzas, la “batieron con máquinas” y la tomaron por la fuerza.

En diferentes documentos ha quedado patente el espíritu de que en época cristiana albergó la fortaleza de Guadalerzas. Su carácter hospitalario marcó una orientación nueva y diferente en lo que respecta a estos conjuntos amurallados.

Su uso y aprovechamiento nos aproxima a un exponente poco estudiado y del que tenemos escasa información. El objetivo primordial de esta institución, nacida con un fin de ayuda y protección, pretendía crear un refugio, asegurar el cobijo y cuidar del necesitado bajo un techo protector que ha conservado el nombre hasta nuestros días.

Sus moradores estaban sujetos a la disciplina militar y espiritual, determinándose el número de personas que se podían acoger, distribución espacial por el recinto y el tiempo que podían permanecer en sus instalaciones

La idea fundamental estribaba en que todos los moradores del hospital formasen, con las reglas del lugar, una comunidad, en la que es posible satisfacer todos los requisitos indispensables de la vida humana, vivir, comer, dormir, pero también mantener vivo el espíritu religioso. Él fundamento espiritual era un objetivo básico del hospital medieval

La muralla es de planta cuadrada, con torres en las esquinas. El castillo es de reducido tamaño en relación con la Torre del Homenaje, este cuerpo central que es la Torre del Homenaje, fue proyectada como hospital para los caballeros de Santiago y el Temple, cuando se encontraban heridos o enfermos.

El escudo sobre la entrada pertenece al Cardenal Silíceo, y es del siglo XVI. Los grandes ventanales de la torre son de esa época, cuando se estableció aquí el Colegio de Doncellas Nobleas de Toledo.

En el exterior podemos observar aún restos de corrales y dependencias auxiliares, así como los restos de una capilla construida en el siglo XVIII.

La primera fortaleza, árabe, protegía el paso al territorio musulmán. Una vez conquistado por Alfonso VI, lo cedió a la Orden de Calatrava, que levantó sobre el mismo un hospital. A finales del siglo XII ya estaba erigido, y cuando la frontera se estableció en Sierra Morena, continúo siendo albergue y hospedería hospitalaria para los caballeros de Santiago y el Temple.

En 1572 Felipe II vendió el castillo al Cardenal Silíceo, que lo convirtió en colegio de doncellas nobles, modificando la estructura en algunos de sus puntos.

Con la desamortización del siglo XIX fue vendido a un particular, que lo acondicionó como vivienda y casa labor, para ser abandonado en la Guerra Civil.

El castillo se encuentra en el paso de Guadalerzas entre Los Yébenes y Aldea del Fresno.

Visitable:

Enlaces Relacionados: