Castillo de Aranda de Moncayo

ARANDA DE MONCAYO II

Tipología:

Icono_Castillo
Nombre del Castillo:
Castillo de Aranda de Moncayo
Población:
Aranda de Moncayo
Provincia:
Zaragoza
Estado:
Ruinas
Datos de Interés:
El castillo se alza sobre una elevación situada en el centro de la localidad, desde donde se domina una amplia extensión de terreno sobre la frontera de Aragón con Castilla. Los musulmanes construirían aquí el castillo en el siglo XIII para la vigilancia del río Aranda, principal vía de acceso a la meseta soriana, desde Aragón y viceversa.

Siguió desempeñando esta función de defensa de la frontera tras la conquista cristiana, tras la cual pasó a manos de la Corona Aragonesa, durante más de 2 siglos, otorgándolo en régimen de tenencia y estando gobernado por alcaides nombrados por propia la Corona, como Ato Orellana, los Ortiz y García Albero entre 1153 y 1158 o su último tenente Pedro Sessé en octubre de 1203. La importancia de esta zona hizo que la villa de Aranda de Moncayo tuviese fuero (a aquellos que repoblaran la zona se les perdonarían sus deudas pasadas con la justicia).

El señor de Jarque, Gui de Alcalá, reclamó su posesión al rey en 1285, pero 2 años después Alfonso III ordenó que la restituyese a don Pedro, señor de Ayerbe.

En 1362 fue conquistada por los castellanos (realizando estos, modificaciones) y en 1366 su alcaide, Fortún de Sessé, realizó algunas obras de fortificación por encargo de Pedro IV, pero debido a la delicada situación económica, este rey vendió el castillo y la villa a la orden militar de San Jorge de Alfama en 1373, acabando, finalmente, en poder de los Ximénez de Urrea, quien se tituló conde de Aranda en 1460.

 

Actualmente los restos de este castillo están compuestos de 2 muros rematados por almenas piramidales, (1 de ellos con almenas que se unen formando un ángulo y 1 torre de planta cuadrada de unos 4 metros de lado). Todo el conjunto está construido con piedras irregulares de mampostería, con estructura simple y planta irregular. Sus ejes vendrían a medir aproximadamente unos 30 por 12 metros.

Otra torre más robusta se encuentra algo apartada del resto de construcciones, quizá por pérdida de los muros que la unían a esta por la zona que da a la ladera, pero formaba parte del recinto, posee saeteras y conserva el arranque de la bóveda que la cubría, ha perdido el remate y parte de sus paredes.

Al lado del castillo, pero a una cota algo más baja, se sitúa el depósito de agua de la localidad.

Esta villa fronteriza estaba integrada dentro de las murallas que tendrían 3 puertas (la del Pozo, la Cihuela y la Albaneja).

Visitable:
Enlaces Relacionados: